-->

poema-de-amor.comAllá Voy, Allá Voy, Piedras, Esperen

Pablo Neruda

Sección: Poemas de Amor » Allá Voy, Allá Voy, Piedras, Esperen

"Allá Voy, Allá Voy, Piedras, Esperen"


Allá voy, allá voy, piedras, esperen!

Alguna vez o voz o tiempo

podemos estar juntos o ser juntos,

vivir, morir en ese gran silencio

de la dureza, madre del fulgor.

Alguna vez corriendo

por fuego de volcán o uva del río

o propaganda fiel de la frescura

o caminata inmóvil en la nieve

o polvo derribado en las provincias

de los desiertos, polvareda

de metales,

o aún más lejos, polar, patria de piedra,

zafiro helado,

antártica,

en este punto o puerto o parto o muerte

piedra seremos, noche sin banderas,

amor inmóvil, fulgor infinito,

luz de la eternidad, fuego enterrado,

orgullo condenado a su energía,

única estrella que nos pertenece.

Autor: Pablo Neruda

Publicado: viernes, 31 de julio de 2015

Palabras Relacionadas: poemas de amor faciles de aprender, poemas y pensamientos, poemas y pensamientos, poemas de amor hacia un amigo, poemas de amor a la vida, poemas cortos de amor, poemas de amor famosos para hombres, poemas de amor cortos, poemas romanticos de amor, poemas de amor eterno, poesias de amor cortas, poemas de amor de gustavo adolfo becquer, pensamientos de amor, poesias, poemas de amor de octavio paz, pensamientos de amor, poemas y versos de amor, poemas de amor de sor juana ines dela cruz, poemas de amor con autor, poemas de amor infantiles, poemas de amor a la vida, poemas de amor no tan cursis, poemas de amor borges, pensamientos de amor, poemas de amor de sor juana ines dela cruz, emily dickinson poemas, iglesia amistad cristiana, poemas del dia de la madre, poema dia de la madre, poesia dia de la madre, poesia, poemas para el día de la madre, poema para el dia de la madre, poesía para el día de la madre, libros de romance, el amor de mi vida, poetas argentinos, poemas argentinos, alicia collado, historias de amor, libros de romance juvenil, novelas romanticas para leer, edgar allan poe el cuervo, el cuervo edgar allan poe

Poemas de Amor:

La culpa es de uno

Quiza fue una hecatombe de esperanzas un derrumbe de algun modo previsto ah pe

Autor: Mario Benedetti
En el kiosco bien oliente...

En el kiosco bien oliente besé tanto a mi odalisca en los ojos, en la frente,

Autor: Rubén Darío
Qué sombra invisible es esa...

¿Qué sombra invisible es esa donde tu rostro aparece, abierta flor que en el a

Autor: Ricardo Peña
Amanecer

en la noche cuando no nos vemos pero nos sentimos nada sé de ti pero te adi

Autor: Leonardo Rodríguez Borges
Bodas de sangre (fragmento)

-¡Te quiero! ¡Te quiero! ¡Aparta! Que si matarte pudiera, te pondría una morta

Autor: Federico García Lorca

Poemas de Amistad:

Amiga, no te mueras...

AMIGA, no te mueras. Óyeme estas palabras que me salen ardiendo, y que nadie d

Autor: Pablo Neruda
Un encargo a mis amigos

Cuando no quede ya ni un solo grano de mi existencia en el reló de arena, al c

Autor: José Gautier Benítez
Pequeño poema infinito

Para Luis Cardoza y Aragón Equivocar el camino es llegar a la nieve y llega

Autor: Federico García Lorca
Franca, cristalina...

Franca, cristalina, alma sororal, entre la neblina de mi dolor y de mi mal!

Autor: Rubén Darío
Los ojos de t.

Un astrónomo viendo las estrellas preguntó la razón de por qué le faltaban las

Autor: José Gautier Benítez