Poema de Amor

Un Rincón para el Amor

Sección: » POEMAS VARIOS » Casida de los los ramos

Publicado: domingo, 20 de septiembre de 2015, Autor: Federico García Lorca

Casida De Los Los Ramos


Por las arboledas del Tamarit
han venido los perros de plomo
a esperar que se caigan los ramos,
a esperar que se quiebren ellos solos.

El Tamarit tiene un manzano
con una manzana de sollozos.
Un ruiseñor apaga los suspiros
y un faisán los ahuyenta por el polvo.

Pero los ramos son alegres,
pero los ramos son como nosotros.
No piensan en la lluvia y se han dormido,
como si fueran árboles, de pronto.

Sentados con el agua en las rodillas
dos valles aguardaban al Otoño.
La penumbra con paso de elefante
empujaba las ramas y los troncos.

Por las arboledas del Tamarit
hay muchos niños de velado rostro
a esperar que se caigan mis ramos,
a esperar que se quiebren ellos solos.

Autor: Federico García Lorca

Enlaces Patrocinados:

Deja tu Comentario:

Devocionario Catolico en Español

Contenido Relacionado

Etiquetas:

Federico García Lorca poemas de amor largos, poesias cortas, poesias de amor cortas, poemas de amor hacia un amigo, poemas de amor latinoamericanos,Federico García Lorca poemas de amor de pablo neruda, poemas romanticos de amor, poemas de amor juan rulfo, poemas de amor de gabriela mistral, poemas de amor hacia los animales,Federico García Lorca poemas de amor a distancia, imagenes romanticas con frases de amor, poemas cortos de amor, poemas de amor biblicos, poemas y pensamientos,Federico García Lorca poemas de amor faciles de aprender, poemas de amor benedetti, poemas de amor de mario benedetti, poesias de amor cortas, frases de peliculas de amor,Federico García Lorca poemas de amor faciles de aprender, poemas de amor ineditos, frases de amor para enamorar, poemas de amor facebook, poemas cortos de amor,

Información Importante:

Este Sitio web, Utiliza Cookies, Las cookies nos permiten ofrecerte un mejor servicio. Al utilizar este servicio, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Si quieres saber más, clic: AQUI